Sociedad

La Argentina se une una vez más para rezar “Un Rosario por la Vida”

En el marco del Día del Niño por Nacer, y como ya es tradición en Buenos Aires, el 25 de marzo se rezará en la catedral metropolitana de la Santísima Trinidad, “Un Rosario por la Vida”.

El rosario comenzará a las 18 y luego se celebrará la Eucaristía de la solemnidad de la Anunciación el Señor, presidida por el rector de la catedral, presbítero Alejandro Russo. Finalizada la misa, se expondrá el Santísimo Sacramento para su adoración.

Historia del Rosario por la Vida

El 25 de marzo de 1995 San Juan Pablo II presentaba la encíclica “Evangelio de la vida”. Unos meses más tarde, el 4 de septiembre, día en que se daba inicio a la Conferencia Internacional de la Mujer en Pekín, el entonces presidente de la Argentina, Carlos Saúl Menem, se declaraba públicamente a favor de la vida, lo que le valió una condecoración del Vaticano.

En diciembre de 1998, por decreto presidencial, se declaró el 25 de marzo “Día del Niño por Nacer”, realizándose un acto oficial en el Teatro Coliseo de la ciudad de Buenos Aires, que contó con la asistencia de autoridades civiles y religiosas locales e internacionales, reafirmándose así “la decidida posición a favor de la vida y de la familia humana… de la Argentina… para dar adecuada protección al niño por nacer”. La Argentina fue el primer país en hacer coincidir, por decreto presidencial, el día de la Anunciación con la celebración nacional del Día del Niño por Nacer, el 25 de Marzo.

El primer Rosario por la Vida se rezó en 2004, ante los cambios en las currícula escolar que trataba de imponer una cultura relativista hacia el don de la Vida, con ausencia total de la opinión de los padres y sus costumbres. Eso motivó que el primer Rosario se realizara frente al Ministerio de Educación, en la plaza Pizzurno.

Desde entonces se realiza todos los años, el día 25 de Marzo, día en que se conmemora la Anunciación del Verbo Encarnado y elegida en 1995 por San Juan Pablo II como fecha para la presentación de la Encíclica “El Evangelio de la Vida”.

En 2007 se trasladó su rezo a la catedral primada de Buenos Aires, y la participación en la celebración de la misa de la Anunciación, finalizando con la bendición con el Santísimo Sacramento. Desde entonces, numerosas parroquias, capillas y demás establecimientos en muchas diócesis de la Argentina y en otros países se unen en oración pidiendo la intercesión de la Reina del Cielo a favor de la vida.

Esta práctica de devoción pública a la Santísima Virgen, durante el transcurso de estos 19 años, se fue extendiendo al interior del país, elevando así el clamor del pueblo al Dios de la vida, pidiendo ésta sea respetada siempre. Es así como coincidente con la celebración de la Anunciación, se celebra el anuncio del Ángel a María, pidiéndole hacer extensiva esa protección divina a todo el género humano en gestación.

 

Fuente: Aica

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
X